Seguidores

lunes, 30 de enero de 2012

Preciosa pesadilla

Cada día y por costumbre me despierto con la radio, voy a la cocina, preparo el café y mientras éste se hace, me meto en el baño, pongo la radio y a la vez que me afeito y me ducho, escucho las noticias, luego desayuno raudo y me marcho de casa. Ya en el coche, pongo la radio y así día tras día. Pero desde hace tiempo, mucho quizás, no oigo más que malas noticias, palabras que antes solo escuchábamos en contadas ocasiones y apenas le dábamos importancia; palabras como recesión, prima de riego, Agencias de calificación, Bonos basura, Deuda soberana, Quiebra, Seguros de impago de deuda, Triple A, etc.
Y supongo que todo esto ha sido el causante de un sueño que he tenido. O más que sueño era una pesadilla.
Soñé que la crisis era ciencia ficción, un juego de roll, una especie de monopoly on line sin más consecuencias que las risas de los ganadores.
Que las únicas notas que ponían las agencias de calificación, eran los dichosos post-it.
Que la prima de riesgo era muy guapa y como cada verano, venia en vacaciones al pueblo.
Que los políticos, lo eran por convicción, no por interés, que eran transparentes, que solo cobraban un sueldo y que desconocían la palabra corrupción, trabajaban por y para el pueblo.
Que ETA era un grupo de folk que cantaba canción protesta en los pubs.
En mi sueño los bancos no estaban para enriquecerse, sino para facilitarnos las cosas y solo nos cobraban lo justo.
También recuerdo que en el sueño, cáncer solo era un signo del zodiaco sin más connotaciones.
Que las únicas guerras que había eran las de almohadas o las guerras de precios.
Soñé que las ejecuciones era algo que estudiábamos en los libros de texto, algo que antaño se hacía como castigo.
Soñé que el paro, ¿Qué es el paro? Que la pobreza era una palabra en desuso. Soñé que todo iba bien, hasta que…
Son las siete de la mañana, las seis en Canarias, el paro ha aumentado en 160.000 personas, La Agencia Moody's rebaja la calificación de España, El Banco Central Europeo, vaticina que España llegará hasta el 25% de paro y no empezara la recuperación hasta finales del 2014.
Esto, como cada día me despertó y me hizo volver a la triste realidad, al día a día, a volver a escuchar esas palabras una y otra vez, a apretar los dientes de rabia.
Regresé al círculo vicioso, si no hay consumo, cierran más empresas, hay más despidos y si hay más despidos, hay menos consumo, con lo que no hay recuperación. Los bancos reparten beneficios a sus accionistas y muchos políticos siguen enriqueciéndose.

I.L.S.

1 comentario:

  1. Toda la razón estaba mejor tu pesadilla, que la realidad.

    ResponderEliminar